domingo, 27 de febrero de 2011

Adiós vago febrero

Incapaz, inútil. Pretendía buscar más adjetivos para denominar como me encuentro ante el blog, supongo que va por rachas, unas veces en la que escribes tanto y otras en las que casi ni tocas el teclado para escribir una mera entrada. Tendría que prestarle más atención , pero de intenciones está el capricho del ser humano que luego ni cumple. Pero hoy me he levantando pensando primero en otros temas que no vienen al caso y después en que debía al menos subir un poco el número de entradas publicadas en febrero. Así que hoy toca repaso a lo que ha dado de sí este mes.
Con spoilers sobre Skins y Nikita
Con Skins estoy disfrutando como nunca lo había hecho con esta serie. Sus anteriores cuatro temporadas me gustaron, es más, a pesar de la opinión generalizada sobre que la primera generación es la mejor, yo disfruté y hasta sufrí mucho más con las vivencias de los chicos de la tercera y cuarta temporada, sobre todo con la relación y la trama tan bien construida entre Naomi y Emily . Uno que es raro y en su casa lo saben. Pero ha sido en esta quinta temporada cuando realmente estoy encantado con la serie y su tan preciosa fotografía que nos muestra un Bristol tan bonito pero a la vez tan devastador. Pasados el ecuador de la temporada, me decanto por el cuarto capitulo centrado en Liv como el mejor episodio hasta el momento. Si ya el centrado en Mini me había parecido una genialidad, el siguiente supuso esa mezcla tan explosiva característica de Skins que la coloca como una de las mejores series tanto en el panorama británico como estadounidense, con ese retrato de la familia de Liv tan rara pero también tan propia de la serie con una madre más afín a la demencia que a la cordura, una hermana mayor encarcelada que ironías de la vida o pajas mentales mías supone la vía de escape para la adolescente cuando necesita contar sus problemas o liberarse de toda su carga emocional y una hermana pequeña aficionada a la ciencia ficción que a pesar de lo joven que es, es capaz de darle incluso lecciones de madurez a su hermana adolescente. Además el capitulo nos mostró a un Matty alejado del misterio dejándonos conocerle poco a poco hasta finalmente descrubrir que es hermano de Nick, una historia absurda y alocada vivida por Matty y Liv que nos deja con un personaje tan estrambótico y repugnante como el del propietario de la tienda de disfraces y una mirada al pasado (gracias a "Sor Frankie") y también al futuro entre la relación de Liv y Mini. Skins a día de hoy es el claro ejemplo de la célebre frase renovarse o morir

¡Esa Niki como mola se merece una ola!
Con Nikita estoy más que satisfecho e incluso orgulloso de ser su seguidor después de los dos últimos capítulos emitidos. La verdad es que tras su regreso después del parón de casi dos meses y el anuncio de que la trama se iba a amoldar al público mayoritario de la cadena, desconfiaba bastante de aquella maniobra y los derroteros por los que se iba a decantar la serie. Pero nada más alejado de la realidad y después de un par de capítulos más bien flojetes y demasiado centrados en las relaciones sentimentales, los guionistas se han puesto de nuevo las pilas y han vuelto a las andadas regalándonos dos episodios a la altura del 1x11 que supuso el cierre de la primera parte de la temporada. Con la revelación total de la procedencia de Alex que ni siquiera me esperaba a pesar de que Amanda ya se había percatado en anteriores capítulos, el reencuentro entre Michael y Nikita luchando de nuevo juntos tras el frustrado asesinato a Kasim, el descubrimiento por parte de Michael de la alianza entre Nikita y Alex y la decisión de la joven de dejar de vengar a su padre y desligarse finalmente de 'La División' antes de que la cosa se le vaya de las manos y su vecinito acabe como el difunto Thom, tendremos que esperar nada más y nada menos hasta abril para ver como se las apaña nuestra Niki de anfitriona ante la inesperada visita de Michael. ¿Tomarán pastas y té, volará el loft en mil pedazos o ambas cosas? Está comprobado que en esta serie todo es posible, hasta reirse de ellos mismos.

No pensaba enrollarme tanto hablando sobre Skins y Nikita así que mañana terminaré de hacer balance. Por cierto, acabo de empezar con dos series de Shawn Ryan, ahí lo dejo...

sábado, 12 de febrero de 2011

Las chicas buenas no tragan

Spoilers del 5x03 de Skins

Y el castillo de la "princesa disney" se derrumbó. Estaba esperando el momento en el que el mundo tan rosa en el que vivía Mini desapareciese y el color predominante fuese el gris. Lo que no me esperaba es que fuese tan pronto y que todos los conflictos se desarrollasen en el último capítulo emitido de 'Skins'. Todos conocemos este tipo de personajes que poco a poco se van descubriendo sus inseguridades, sus puntos débiles y sus mentiras, pero 'Skins', tan acostumbrada a contar la misma historia de siempre pero dotándole de una tan característica originialidad que a mi me encanta, lo ha hecho de nuevo con 'Mini' y su particular batalla interior, que al final del capítulo ha hecho acrecentar aún más.

Mini se autoengaña, miente para que no descubran su fragilidad, pretende que todo, absolutamente todo sea perfecto al milímetro, que todos los acontecimientos de su vida se caractericen por la excelencia, pero todo eso acrecienta aún más la caída y el engaño que gira alrededor de su vida. Porque aunque parezca que ella se quiere así misma, es todo lo contrario. Cuida exageradamente su cuerpo pero se despreocupa de ser arrastrada por sus celos, sus manías y sus miedos como se ha demostrado durante los cuarenta y siete minutos del episodio, haciendo parecer una experta en el sexo cuando realmente aún no ha perdido la virginidad e incluso tiene miedo a hacerlo, y muriéndose de celos (anticipándose pero con razón) por la posible relación entre su novio y Liv, la cual ha demostrado ser un personaje de lo más retorcido, falso y posiblemente mucho más ruin que la propia Mini, primero soltándole el rollo de mejor amiga para luego tirarse a Nick.
Sé, debajo de todo ese maquillaje, que sólo eres una asustada y pequeña virgen. ¡Mira, aún te quiero! Pero soy la única. Asi que madura ¿vale?, antes de que te quedes sola. ¡Ordena tus ideas, perra idiota!                                         
Por lo que ante toda esta situación era previsible un cambio de tuerca centro de la cabecita de "la barbie de Bristol" pero contra todo pronóstico, al ver salir de una habitación a Liv y a Nick vistiéndose, no decide otra cosa que lanzarse a los brazos de su ¿novio? y proponerle ir a su casa a hacerlo de una vez, aferrándose de nuevo a su mundo de color rosa omitiendo los continuos fallos. Si tuviese que elegir un par de escenas del episodio, me quedaría con el acercamiento entre Franky y Mini (¿soy el único que cree que estas dos van a acabar juntas y revueltas?) y el tímido beso entre Rich y Grace. 

Por cierto, se me habían escapado algunos detalles como por ejemplo la relación entre Mini y su madre y la fugaz aparición de Matty. ¡Os dejo con una de las canciones que ha sonado durante el episodio!



viernes, 4 de febrero de 2011

Cartas a Eva

Cuidado, spoilers hasta el final de la tercera temporada de 'La Pecera de Eva'.
Te despediste un 25 de noviembre inesperadamente con un capítulo quizás demasiado extraño para cerrar una grandiosa tercera temporada que poco a poco consiguió recuperarse de ese tono tan dubitativo que presentabas al principio de la misma. Pero tú eres distinta al resto de las series y decidiste cerrar la trama con un capítulo recopilatorio (de esos que tanto te gustan para contar historias más alejadas de la trama principal) de un personaje que aunque no haya tenido mucha presencia durante la tercera tanda de episodios seguramente tenga mucha más en la siguiente, ''La López'', un gran acierto de personaje que ya en su primera aparición te gana por su caracterización. Ella es distinta, especial y la mejor compañía para poder sentarte en cualquier rincón del instituto y compartir tus frustraciones y miedos además de bocadillo (o croquetas pasadas). Si ya de por si me gustó la trama de Ari durante la segunda temporada intentando buscar su verdadera identidad, esperaba ansioso la continuación (que se hizo de rogar) de ese final tan bonito pero a la vez tan poco esperanzador entre ella y Tamara, no era posible un bonito final para ellas a corto plazo y así se demostró con una Tamara sorprendentemente embarazada y una Ari que obligatoriamente tuvo que madurar para sacar a flote esa relación.  Por lo que la irrupción de "La López" en la vida de la joven lesbiana elevó mi interesés hacia esa trama. Cada conversación, cada grito, cada confesión suponía la construcción de una relación tan tierna entre psicóloga y paciente que hasta a veces parecía indicar que también era amorosa (afortunadamente no se cayó en el recurso fácil para establecer una historia llamativa entre ambas). La progresiva evolución de Ari con respecto a su pareja y el bebé que venía en camino fue un caramelo, esas idas y venidas no daban cabida a un final feliz pero si quizás esperanzador. La pareja decidió darse un tiempo, asimilar ese camino tan corto, intenso pero lleno de piedras y volver a su anterior vida, Ari desligándose de aquella madurez forzada y únicamente llevando una vida de estudiante mientras Tamara continuando con ese embarazo, con la esperanza de que con el paso del tiempo pudiesen quedar, ir al cine y ser una pareja normal de adolescentes omitiendo que hay una criatura en medio.

También nos regalaste a tus seguidores otra historia de amor aún más bonita que al principio se mostró un poco forzada con la incorporación de César al instituto (con esa escena de él contemplando a Eva durmiendo en la consulta) después del inesperado abandono de Pep con el que Eva tenía una más que atrayente e interesante tensión sexual no resuelta. Pero aunque el principio resultase poco creíble, el desarrollo fue impecable con cada escena que compartían ya fuese hablando de los casos que tenían o de sus propias vidas. Y aunque ambos quisiesen alejarse por unos motivos o por otros, no podían remediar la existencia de ese sentimiento tan fuerte que les unía y que se materializó con la confesión por parte de Eva y ese beso (para mí uno de los mejores que he visto despues de los de Peter y Olivia en 'Fringe') en uno de los últimos capítulos. Las cosas se presentan crudas pero también bastante interesantes después de la confesión de César a Eva de que tiene sida.

Sé que me dejo muchas cosas en el tintero como la trama de Sonia, de Taher y Malik, de Fabián o de Ana pero entonces me saldría un post demasiado largo. Has demostrado ser la serie que ha logrado diferenciarse de las típicas "españoladas" ya sean dramedias familiares o supuestas series juveniles que reflejan la realidad como 'Física o Química'. Espero que pronto los excelentísimos programadores de Telecinco o Cuatro, porque yo ya no me aclaro, se decidan a estrenar tu cuarta temporada y poder volver a disfrutar de ti.

miércoles, 2 de febrero de 2011

Ángel o Demonio

Tenía muchísimas ganas de ver 'Ángel o Demonio' pero ese intereses estaba producido principalmente por el antecedente de sus guionistas, 'Hay Alguien Ahí', la cual no me entusiasmó mucho en su primera temporada, es más, hubo varios capítulos que ni siquiera me molesté en verlos, pero tras ese final tan memorable y una segunda temporada que presumiblemente iba a ser la última  mis expectativas subieron como la espuma esperando que las tramas diesen de sí y se demostrase que 'Hay Alguien Ahí' era una genial apuesta por la fantasía. Y la cosa no pudo ir mejor, una trama más acelerada y muchísimo más interesante donde echaron toda la carne en el asador a pesar de ese  final (paso de dar spoilers, quien haya visto la serie sabrá a que me refiero).
                                            ¡A partir de aquí detalles del primer capítulo!
Divinos de la muerte

Si soy sincero, antes de empezar a conocer con mucha más profundidad la trama de la nueva serie me esperaba que continuase con el esquema de 'Hay Alguien Ahí, y al descubrir ese enfoque juvenil me llevé un señor chasco. Mis sensaciones tras ver el larguísimo y casi interminable capítulo son demasiado encontradas pero lo único que sé es que el próximo martes veré el segundo, además de tener un interés adicional por la participación episódica de Marina Salas (¿He dicho alguna vez que amo a este pedazo de actriz a pesar de que se encasille en sus personajes con tan mala uva?) Es verdad que he encontrado más aspectos positivos que negativos en ella, me gusta la protagonista, el dilema que se ha planteado entre el bien y el mal y sobre todo su interacción con Natael.

Me han resultado muy interesantes todos los integrantes de la familia de ángeles caídos aunque me parezca demasiado chirriante ese rol de bitch por parte de Mar Saura que espero se amolde a él y sobre todo la voz que han decidido cambiar a Carmen Sánchez (¿habeis visto sus sketchs en 'Sé Lo Qué Hicisteis haciendo de mini-Patri?) en su papel de Duna, pero una de las que me ha sorprendido ha sido Carla Nieto dando vida a Iris que aunque me siga disgustando como actriz me ha parecido muchísimo mucho más correcta ahora que por ejemplo en 'Acusados' o 'El Síndrome de Úlises' (sí, yo veía esa serie), además me ha encantando ver esos posibles tintes lésbicos del personaje que confío que los guionistas aprovechen y no sólo sean una mera anécdota del piloto. De la presencia masculina en la familia no puedo hablar mucho que digamos porque la interacción de Graziel simplemente ha sido para que se luzca el resto de féminas con dardos envenenados hacia él y dar el punto humorístico y del personaje de Damián poco he sacado a parte de que me repele por completo su historia tan ñoña con Valeria y esos diálogos tan escasamente creíbles entre ambos. Por cierto, espero que el papel de Laura Aparicio no sólo se restrinja al de directora del instituto y pueda ofrecernos un personaje igual o más interesante del que desempeñó en la ya citada mil veces 'Hay Alguien Ahí'. Por otra parte, uno de los aspectos más achacables y típicos es la duración del episodio que por momentos se me hizo eterno mirando un par de veces el reloj.

De momento la serie tiene doce capítulos por delante para demostrar su calidad y desarrollar una trama horizontal interesante unida con unos más que decentes casos autoconclusivos.