Empecé este blog con 16 años y otro nombre ('Dime que series ves y te diré cómo eres'). En un principio solo hubo cabida para las series de televisión pero más tarde decidí ampliar el contenido a todo aquello que contase con un mínimo de guion/ficción, ¡incluso la propia vida, señorxs! Decía Susan Sontag en 'Contra la interpretación': "En las buenas películas existe siempre una espontaneidad que nos libera por entero de la ansiedad por interpretar". Carrie Bradshaw decía en 'Sexo en Nueva York': "I couldn't help but wonder...". Bienvenidxs. Contacto: oscarrusvicente@gmail.com



domingo, 19 de septiembre de 2010

La Pecera de Eva, cuando la sencillez se hace perfecta

Cuando leí hace un año que Telecinco preparaba una serie juvenil con Alexandra Jimenez,  me temí lo peor, después de ese engendro llamado 'Un Golpe de Suerte'. Pero a medida que salía información sobre ese nuevo proyecto, me atraía más. Nunca me gustó Alexandra en su papel de Los Serrano (a parte de que yo era más de 'Aquí No Hay Quién Viva), pero en la mediocre 'La Familia Mata' empezó a despuntar. Y no creo que haya mejor actriz para interpretar el papel de la psicóloga. Uno de los aspectos que más me gustan de 'la pecera' es el realismo con el que dotan cada situación, cada conversación entre los personajes, esos silencios incómodos. Otro de los aspectos que más me gustan, aparte también de la forma de presentar la historia utilizando flashbacks, son las familias de los personajes, jugando un papel muy importante en el avance de sus tramas. Una de las sensaciones que me producen al terminar un capitulo de esta serie tan 'indie', es la capacidad de que haga pensar, reflexionar y hasta muchas veces empatizar. Su banda sonora me parece genial, utilizando las canciones de 'La Musicalité', 'His Haircut', 'Ramses' y un largo etcétera. Y bueno, ahora toca hablar de lo más importante de la serie, los personajes. Al tener un elenco tan numeroso es normal que unos te gustan más y otros menos, pero es que quitando dos o tres personajes 'episódicos', la mayoría de las tramas están muy bien hiladas, todos los comportamientos de los personajes tienen una razón. Y acabas enamorándote hasta de algún personaje (entre esto y lo de 'The Vampires Diaries' no me reconozco) como Olivia. Uno de los personajes que mas ha evolucionado de la serie, viendo cómo se enfrenta a su novio que la tiene totalmente anulada, a la situación en la que se encuentra con su madre, a la ilusión de conocer a una nueva persona (que también es otro paciente de 'Eva'), y a un embarazo no deseado. Todos estos acontecimientos hacen cambiar a un personaje tan dulce, que llegados a la tercera temporada, uno está deseando que aparezca por unos minutos (y así sucede) En definitiva, 'La Pecera de Eva' llegó al panorama televisivo sin ínfulas de 'diva'. Simplemente, después de mas de dos temporadas y 100 episodios, ha demostrado que aunque con un presupuesto muy bajo, se puede conseguir una gran serie con unos grandes guiones. Ya quisieran los guionistas de 'Fisica o Química' tener unos personajes tan llenos de matices y unas tramas que salen del típico 'ahora te quiero, ahora no te quiero, ahora me enrollo con todos los personajes y acabo la serie con el primero que estuve'. Ahora estoy encantado con su tercera temporada, con una clase de diversificación muy entretenida y unos personajes que dan mucho juego a la alocada Eva. Lo único malo de esta nueva tanda de capítulos es el alargamiento de la trama de uno de los personajes que sigue desde la primera temporada (Nacho, el tartamudo), creo que no hay nada más que contar, y la marcha del psicólogo Pep que tenía una tensión sexual no resuelta con Eva. Pero también supone la llegada de un nuevo psicólogo que en menos de cuatro capítulos, ya quiero saber más sobre él. Creo que me estoy enrollando bastante, así que dedicaré una nueva entrada a hablar sobre los personajes y tramas que más me han gustado y me están gustando de 'la pecera'.