miércoles, 1 de abril de 2015

José Mª Goenaga muestra '80 egunean' en la Sala Berlanga

[De izq. a dch.] José María Goenaga y Laura Freixas | Fotografía: Óscar Rus
Publicado originalmente en Infoactualidad el martes 31 de marzo de 2015 |Tras su estreno comercial el 21 de mayo de 2010, 80 eguneanvolvió durante un día a una sala de cine gracias a SGAE, sociedad promotora del ciclo 'Amigas' celebrado en la Sala Berlanga de Madrid entre el 22 y 27 de marzo con motivo del Mes Internacional de la Mujer. Tras la proyección de la película vasca, su codirector y coguionista José María Goenaga conversó sobre la misma con la organizadora del evento, Laura Freixas, y el público.
El ciclo de cine 'Amigas', promovido por la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) y Laura Freixas en la Sala Berlanga (Madrid), organizó la última semana de marzo la proyección del largometraje de habla vascuence, 80 egunean (En 80 días) y la visita de uno de sus creadores, José María Goenaga, durante la sesión del miércoles a las 18.00h. Con motivo del Mes Internacional de la Mujer, la proyección y análisis de ésta y otras cinco películas han servido para abordar el creciente protagonismo de la mujer en la sociedad y la aparición de nuevas generaciones de artistas.
80 egunean (José María Goenaga, Jon Garaño, 2010) retrata la amistad y el amor iniciático entre dos mujeres adentradas en la tercera edad: Itziar Aizpuru -quien repetiría con Goenaga y Garaño en su siguiente proyecto Loreak- da vida a Axun, una campesina y ama de casa de 70 años que dedica su día a día al cuidado del huerto y de su marido Juan Mari (Jose Ramon Argoitia) cuya hija en común vive en Estados Unidos; Mariasun Pagoaga interpreta a Maite, una profesora de música abiertamente homosexual a punto de jubilarse. Ambas no sólo compartirán habitación de hospital sino también un pasado en común materializado en un affaire inusual en nuestro cine.
Para José María Goenaga “el Ciclo Amigas es muy especial pues 80 egunean se vertebra entorno a la amistad y la frontera divisora entre dicho sentimiento y el amor”. La idea original del guión fue de Jon Garaño, codirector y coguionista de la película, cuya inspiración vino a través de dos fuentes diametralmente opuestas: el reencuentro entre dos amigas de la adolescencia en su treintena cuya relación de amistad tornó en amorosa y el deseo e interés de Jon y José María de hablar sobre las personas mayores. Goenaga reconoció el miedo ante una premisa tan atractiva -nunca vista en el cine- ya que eran dos hombres de 35 años alejados de tal situación para poder abordar dicha relación.“No es así que en estos tiempos todo esté contado”, manifestó el creador al integrar en 80 egunean tres espectros de la sociedad poco explotados en el séptimo arte: la senectud, la homosexualidad y la mujer.
Laura Freixas y Jose María Goenaga hablaron sobre el famoso 'Test de Bechdel', un sistema para evaluar la brecha de género en películas, cómics y obras de teatro entre otros formatos narrativos. Se popularizó en el cómic Unas lesbianas de cuidado (Dykes to Watch Out For), obra de Alison Bechdel, más concretamente en la tira cómica The Rule en 1985 en la que uno de los personajes dice que únicamente aceptaría ver una película si cumpliese con los tres siguientes requisitos: la aparición de dos personajes femeninos con nombre, dichos personajes dialogan en algún momento y dicha conversación tiene que tratar de algo más que no sea un hombre. Mientras 80 egunean sí pasaría dicha prueba de fuego, el último proyecto en común de José María Goenaga y Jon Garaño, Loreak, no lo aprobaría pues retrata la vida de tres mujeres entorno a la ausencia de un mismo hombre, según señaló en broma su cocreador.
Goenaga reconoció que “[80egunean] a nivel estilístico no es nada nuevo pero propone algo no habitual”. Garaño ya tenía una primera versión en la que se partía de sentimientos universales como el amor iniciático, la amistad y la complicidad independientemente del género, la edad o la identidad sexual, por tanto a partir de ellos pudieron desarrollar las relaciones entre los personajes y las tramas pensando en títulos como Breve encuentro (David Lean, 1945) yLos puentes de Madison (Clint Eastwood, 1995), películas que en su momento hablaron del amor fugaz. Los personajes de Asun y Maite son mujeres de 70 años que se comportan como adolescentes pues, como según afirmó José María, “ante el amor no estamos tan distanciados de la adolescencia”. Sin embargo, el guipuzcoano confesó que le costó analizar el factor femenino y pensar fríamente en su desarrollo.
“Nos preocupaba mucho el guion y las actrices, sin química no había nada”, contestó el invitado  ante la pregunta de un miembro del público sobre la elección de Itziar Aizpuru y Mariasun Pagoaga como protagonistas: la primera ya tenía experiencia en televisión, en cambio la segunda era la primera vez que se ponía frente a una cámara tras hacer teatro amateur durante tres años. Conforme relató José Mª Goenaga, “la película conectó con muchas mujeres de la edad de Asun”, al retratar la desidia de un matrimonio sin comunicación, sin embargo sus creadores no querían que el personaje de Juan Mari, el marido, fuera un tirano sino “un producto de su tiempo y generación, mostrar sus debilidades [miedo a perder a su mujer porque tiene miedo a quedarse solo]”. 
En cuanto a la banda sonora compuesta por Pascal Gaigne, Goenaga relató que “fue una maravilla grabar la BSO de 80 eguneancon una orquesta en Budapest” (por motivos presupuestarios). También por cuestiones de dinero y programación -la Radio Televisión Vasca EITB financió parte del proyecto- la película fue rodada íntegramente en euskera aunque Jon quiso que hubiera sido bilingüe y así mostrar en qué idioma se comunicaban los personajes procedentes del caserío y aquellos de la ciudad. Es más, en un principio el personaje de Maite iba a ser argentina.
A colación de las primeras versiones del guion Goenaga contó que “había mucho drama”, de ahí la introducción de la comicidad desde la escena del cumpleaños del hermano de Maite y el pinchazo del globo, algo que ocurrió accidentalmente durante los ensayos con las actrices y se incorporó al texto. “Es una escena que a día de hoy me chirría un poco” reveló el guipuzcoano en un intento de autocrítica rápidamente desertado por su parte. Como detalle, el único flashback del film fue introducido más tarde.
80 egunean no sólo supone una ruptura con el dogma de que todo está contado sino que además rompe con los tópicos al mostrar la influencia española en Euskadi ya sea a través del gusto musical de las protagonistas hacia Luis Mariano o la afición de Asun y sus amigas a bailar pasodobles.
Junto a En 80 días, el 'Ciclo Amigas' ha proyectado a lo largo de esta semana a las 18.00h  Pepi, Luci, Bom y otras chicas del montón (Pedro Almodóvar, 1980), La ciénaga (Lucrecia Martel, 2001), El palo (Eva Lesmes, 2001), Frozen River (Courtney Hunt, 2008) y Spring Breakers (Harmony Korine, 2013). A excepción de la participación masculina de Jose María Goenaga, el resto de profesionales encargados del comentario posterior han sido mujeres: Beatriz Gimeno, Trinidad Núñez, Irene Cardona, Alicia Luna y Laura Pousa; procedentes del mundo de la universidad, el cine y el activismo social y feminista.